3 casos de éxito de marcas que apostaron más allá del producto

Branding 7

Para finalizar con esta serie de artículos sobre branding, decidimos traerte 3 ejemplos inspiradores de grandes marcas que realmente hicieron un buen uso de esta importante herramienta.

Son marcas que revolucionaron el mercado o cambiaron estereotipos y fueron mucho más allá de su producto. ¿Cómo? Produciendo contenido increíble, creando conceptos e ideas y conquistando legiones de fans. ¿Cuáles son? ¡Acá van!

Red Bull

Red Bull es un caso de branding muy interesante. Creada hace 30 años, es la marca de energéticos más amada del mundo. ¿Por qué sucede esto? ¿Porque su producto es mucho más rico y eficaz que la competencia? Claro que no. De hecho, la sustancia energética de Red Bull es muy parecida a todos los demás.

La estrategia de Red Bull fue, desde un principio, asociarse con sensaciones pulsantes y apasionadas, es decir, sentimientos de aventura. Su relación con los deportes extremos ya está muy consolidada y se hace presente en toda la comunicación de la marca, tanto en TV como en redes sociales y también como patrocinadora de eventos deportivos.

Esta relación con los deportes fortalece e ilustra el concepto central de la marca (“Red Bull te da alas”), vendiendo un estilo de vida enérgico y activo donde todo es posible.

No curiosamente, palabras como aventura, altura, velocidad y deporte nos remiten a Red Bull. Son muchos años con el mismo discurso y eso ya está bien posicionado en la mente del consumidor.

Para que tengas una idea de este éxito, la página de Facebook de la empresa ya cuenta con más de 47 millones de seguidores y casi no hay foto o mención del producto en ella. Increíble, ¿no?

Además, hoy en día Red Bull produce discos de nuevas bandas y también promueve eventos y documentales. En definitiva, la marca está siempre presente y, lo que es más importante, de manera atractiva. Las ventas del producto son sólo una consecuencia de toda esta presencia.

Coca-Cola

Y si hablamos de branding, no podemos dejar de mencionar el ejemplo más clásico: Coca-Cola. Si encontrás un pedacito de etiqueta o una botella de vidrio de esta marca, enseguida lo reconocés, ¿no?

La marca está tan presente en la historia y en el imaginario de las personas que no hay quien no reconozca un cuadrado rojo con una línea blanca, incluso sin el nombre. ¿Hacemos la prueba?

Coca-Cola sin logo

Además de la identidad visual consistente desde hace más de un siglo, el mensaje predicado por la marca también fue siempre el mismo: la felicidad. Esta palabra está siempre presente en las campañas de Coca-Cola, por ejemplo en frases como “Momentos felices”, “Destapá felicidad”, “Fábrica de felicidad”, etc.

La marca también está ligada a causas sociales, principalmente en fechas como Navidad y eventos deportivos. En 2012, la marca promovió una acción muy particular: llevó a filipinos que vivían lejos de su país a él para celebrar la navidad junto a sus familias, y luego se produjo un documental sobre esta acción que alcanzó a más de un millón de personas.

Todo este discurso, extremadamente consistente y emotivo, sobre un mundo mejor y sobre la importancia de la felicidad, conquista una legión de fans y admiradores de la marca en todo el planeta. No es casual, entonces, que Coca-Cola sea la tercera marca más valiosa del mundo, ¿no?

Dove

Elegimos hablar de Dove por tratarse de un ejemplo de marca que cambió su posicionamiento y comunicación a lo largo de los años, abriendo espacio, así, a una discusión más profunda sobre el concepto de belleza.

Lanzada en 1957 como un jabón mucho más cremoso que los demás, Dove siempre basó su comunicación en la hidratación. El jabón Dove no era sólo un jabón, era también hidratante. De este modo, todas sus campañas se enfocaron en la sensación de frescura y en el delicado toque de los productos de la marca que contenían ¼ de crema humectante.

A partir de 2004, la marca adoptó un nuevo posicionamiento de Belleza Real, sensibilizando a las mujeres a través de una comunicación emotiva y empática.

De esta manera, la marca abrió en sus campañas la discusión sobre qué es la belleza con el propósito de romper estereotipos, rescatar el encanto que hay en cada mujer y enalteciendo “imperfecciones” y naturalidades.

Hoy en día, toda la comunicación de Dove gira en torno a ese posicionamiento. Sus campañas no muestran modelos “convencionales” sino diversas mujeres de todo color y edad para mostrar que la belleza está en todas nosotras.

Además de la gran cantidad de contenido producido sobre ese tema, en especial la campaña “Dove – Retratos de la Belleza Real”, reconocida como uno de los mayores éxitos de la publicidad mundial, la marca también creó el Movimiento para la Autoestima, que involucra una serie de programas educativos con el fin de fortalecer la autoestima de niños y adolescentes.

Con ese nuevo posicionamiento, Dove se distinguió de la categoría y pudo crear nuevos productos que originalmente no formaban parte de su propuesta, como desodorantes.

¿Te gustó?

Esperamos que estos ejemplos te hayan inspirado a descubrir el ADN de tu marca y entender que el branding no es sólo para grandes empresas. Pensar que querés comunicarle a tu público y la forma en que querés hacerlo es una tarea obligada al comienzo de cualquier negocio.

Y, por supuesto, vender tus productos por internet también es fundamental para alcanzar a muchas personas. ¿Qué tal si hacés una prueba de 15 días gratis en la plataforma de Tienda Nube? ¡Mirá qué fácil es crear una tienda online con nosotros!


¿Te gustó el contenido?


Luna França

Luna França es periodista especializada en videos, aunque también ama escribir. Es cantante y de Libra, lo que la llevó a tomarse un buen rato para elegir las palabras de esta biografía.


    Ecommerce por Expertos

    Conversaciones exclusivas con especialistas en comercio electrónico. ¡Llevá tu negocio a otro nivel!