OKR: qué es y cómo aplicar esta metodología

Por: Luma León

OKR: qué es y cómo aplicar esta metodología

¿Has escuchado hablar sobre los OKR? Si te interesan las herramientas de productividad y nuevas maneras de alcanzar tus objetivos, seguramente este tema te resultará atractivo, porque no basta con tener una meta en mente, sino que es necesario aterrizarla y traducirla en objetivos puntuales y resultados alcanzables.

Aquí te explicaré desde qué es un OKR, ejemplos de OKR, cómo hacer un OKR y de qué manera esta metodología puede ayudarte a enfocarte en los resultados de tu negocio. ¡Toma nota! 📝

¿Qué es un OKR?

Un OKR es una metodología de gestión del trabajo interna, centrada en la fijación de objetivos y sus resultados clave. Consiste en recopilar los objetivos organizando el trabajo en una empresa, contribuyendo así a la estrategia de crecimiento del negocio.

¿Qué significa OKR?

OKR son las siglas de “Objectives and Key Results” que en español significa “Objetivos y Resultados Clave”.

¿Quién creó los OKR?

La metodología OKR nació de la mente de Andrew Grove, ex CEO de Intel en 1971, con la finalidad de enfocar el trabajo en los principales objetivos de la compañía. La popularidad de este modelo es obra de Google, quien implementó esta metodología desde 1999 y le ha traído tremendos resultados.


Aprende más...

OKR vs KPI

Si ya estás familiarizado con la metodología de los KPI (Key Performance Indicators) o Indicadores Clave de Performance como lo traduciríamos al español, quizás te preguntes: “¿Y bueno, qué diferencias hay entre los OKR y los KPI?”. Ahora te muestro cómo diferenciarlos.

¿Cuál es la diferencia entre OKR y KPI?

Quizás la diferencia más grande entre los OKR vs KPI es que mientras que los KPI se concentran en la medición de los aspectos más importantes de un negocio en el momento presente, la metodología OKR se enfoca en el futuro, es decir en los objetivos que debes alcanzar para llegar a la meta de tu empresa u organización.

Imagina que deseas bajar de peso. Mientras que los KPI fungen como esa báscula que evalúa tu peso y te dice cómo estás y cuanto pesas, los OKR son esa app que no solo lleva el seguimiento de tu peso, sino que te indican cuántas calorías debes quemar diariamente para alcanzar tu objetivo de pérdida de peso. Es decir, con los OKR tienes un plan de acción hacia el futuro, no solo una fotografía del estado actual de tu organización.

Si enlistamos las diferencias entre los OKRS vs KPIs en una tabla, tendríamos algo así:

KPIS OKRS
Se enfocan en el presente Se centran en el futuro
Miden el desempeño de colaboradores o proyectos Impulsan objetivos para lograr los resultados planteados
Son creados por los líderes de una organización Son creados en equipo, usualmente en consenso

Ejemplos de OKR

Tal vez si ejemplificamos estas diferencias con algunos ejemplos te queden más claras las diferencias entre ambas metodologías. ¡Hagamos la prueba!

🛒 Supongamos que deseas mejorar las ventas de tu tienda en línea.

Un ejemplo de KPI sería:

Aumentar 20% las ventas de la tienda en línea en el primer trimestre del año.

Un ejemplo de OKR sería:

Objetivo: Aumentar las ventas de la tienda en línea.
Resultado clave: Aumentar el ticket promedio en un 5%.
Resultado clave: Crear una campaña promocional para impulsar X línea de productos.
Resultado clave: Conectar la tienda en línea con los principales marketplaces, adquiriendo nuevos canales de venta.

Creá una tienda online con la plataforma más elegida de Latinoamérica
Creá una tienda online con la plataforma más elegida de Latinoamérica

¿Ya lo tienes más claro? Hagamos otro ejemplo para que no queden dudas.

📷 Imagina que quieres crecer tu comunidad en Instagram.

Un ejemplo de KPI sería:

Incrementar en un 50% el número de seguidores de Instagram en seis meses

Un ejemplo de OKR sería:

Objetivo: Incrementar el número de seguidores de Instagram
Resultado clave: Publicar 2 reels semanalmente.
Resultado clave: Promocionar una publicación cada 15 días.
Resultado clave: Lanzar una campaña de promoción con dos influencers.

Creá una tienda online con la plataforma más elegida de Latinoamérica
Creá una tienda online con la plataforma más elegida de Latinoamérica

Como ves, un KPI se centra en un aspecto y usualmente representan el producto de un proceso que ya existe, mientras que los OKRs son un “paquete” de objetivos a menudo más agresivos o ambiciosos, comprendiendo acciones que a veces es necesario desarrollar para llegar a la meta final.

Beneficios de definir OKRs

Ahora que tienes más claro qué es un OKR y algunos ejemplos de OKR, veamos qué beneficios tiene esta metodología para las empresas que lo implementan.

  • Dan estructura y claridad a los planes de negocio.
  • Te permiten enfocarte en lo más importante.
  • Fomentan la colaboración en una organización.
  • Empoderan y comprometen a los integrantes del equipo.

¿A qué me refiero? Te doy contexto de cada uno de estos puntos.

Dan estructura y claridad a los planes de negocio

Como vimos en los ejemplos anteriores, un OKR no se compone de una meta meramente, sino que a través de los resultados clave delimita un plan de acción a seguir para alcanzar el objetivo planteado.

Te permiten enfocarte en lo más importante

Al definir OKRs parte del proceso de planeación es delimitar qué resultados clave son los que tendrán mayor impacto para lograr el objetivo y así enfocarse en esas tres o cuatro acciones para llegar a la meta. Es decir, te permiten priorizar las acciones en donde puedes obtener mayor provecho.

Fomentan la colaboración en una organización

La metodología de los OKRs lleva consigo un fuerte involucramiento colaborativo, teniendo como propósito que todos los integrantes de la organización (o al menos del área) colaboren en la creación de metas y la delimitación del plan de acción, siendo el líder un moderador o gestor de la planeación.

Empoderan y comprometen a los integrantes del equipo

Al trabajar en conjunto para la definición de metas, los integrantes pueden ser parte del proceso creativo, comprometiéndose con la planeación y las acciones planteadas además de compartir las aspiraciones con otros miembros del grupo.

¿Cómo definir OKRs?

¿Deseas implementar la metodología de OKRs en tu empresa? ¡Muy bien! Ahora te explico cómo definir OKRs para tu área o tu organización en cinco pasos sencillos. Para ayudarte en el proceso hemos creado una plantilla gratuita para ayudarte a definir tus OKRs. Con estos cinco pasos y la plantilla que hemos diseñado para ti, verás que el proceso es mucho más sencillo. ¡Toma nota! 📝

1. Define tu meta a conquistar

Lo primero es tener un puerto al qué llegar y para eso, es necesario decidir cuál es la meta específica que deseas alcanzar. Grove en su libro “High Output Management” plantea que para definir los objetivos así como los resultados clave hay dos preguntas que uno debe hacerse:

  • ¿A dónde quiero ir? (la respuesta nos dará el objetivo)
  • ¿Cómo voy a saber si estoy llegando allí? (la respuesta nos dará los resultados clave)

Si puedes responder ambas preguntas, entonces la planeación será más fácil de lo que crees. La clave está en pensar en grande. No temas ser demasiado ambicioso al delimitar tus objetivos, solo asegúrate de que sean medibles, limitados en el tiempo, accionables por el equipo y sobre todo cualitativos.

2. Establece los resultados clave para llegar al objetivo

Ya que has cumplido con el primer paso, es el momento de estructurar un plan de acción. Debajo de cada objetivo que te hayas planteado deberás tener resultados clave que midan el progreso hacia cada meta.

Tus resultados clave deben ser medibles, difíciles pero no inalcanzables y sobre todo cuantitativos. Las acciones que incluyas en esta sección deben hacer del objetivo algo conseguible por el equipo en un plazo definido. Evalúalos según su importancia y priorízalos en función a esta. Evita tener más de cinco acciones ya que pueden desenfocar los esfuerzos del equipo.

3. Define un método de calificación y cumplimiento

¿Cómo sabrás si has hecho una planeación adecuada? A través de un sistema de puntuación. La metodología OKR señala que es importante asignar una calificación numérica a cada resultado clave, variando del 0,0 al 1,0. Créeme, tener este sistema de evaluación te ayudará más adelante para analizar el progreso que cada resultado clave lleva a lo largo del tiempo.

4. Realiza mediciones constantes

Teniendo tus objetivos y resultados clave, es momento de implementar, trabajar pero más que nada evaluar. Realiza mediciones constantes del progreso de las acciones que se plantearon en un inicio con el sistema de puntuación que planteamos previamente.

Lo ideal es tener una media entre 0,7 y 0,8, pues un 1 podría significar que el objetivo no era lo suficientemente ambicioso y un 0,4 nos diría que es necesario reformular los resultados clave ya que pueden ser más difíciles de lo esperado.

Si hay algo que me encanta de este método de planeación es que no se trata de objetivos que te planteas y después dejas en el aire, pero tampoco son mandamientos tallados en piedra, sino que se trata de un sistema flexible que se adapta al equipo y a las circunstancias de la organización.

5. Mide y rectifica tus objetivos

Sí, a veces pasa que deseas llegar a la Luna sin haber construido tu cohete espacial. Si encontraste que los OKRs que definiste son demasiado ambiciosos o son muy fáciles de alcanzar, es posible medir y rectificar en el camino. ¡No es un fracaso!

Plantear resultados clave muy ambiciosos puede a veces jugarnos en contra, sin embargo la metodología de OKR está para ser aliado de nuestro negocio no para desmotivarse o impactar negativamente en la agilidad operativa.

Así como no son un compromiso inamovible entre el grupo y los líderes de este, tampoco se trata de una metodología de evaluación del desempeño de los empleados. Los OKRs parten de la idea en donde el activo más valioso de una organización es su gente, por ello no alcanzarlos no debe considerarse como una falla en el performance del equipo, sino como una error en la planeación de los resultados clave y las implicaciones que éstos conllevan.

Creá una tienda online con la plataforma más elegida de Latinoamérica
Creá una tienda online con la plataforma más elegida de Latinoamérica

En resumen

A modo de resumen y también para finalizar este contenido, resuelvo aquí algunas de las preguntas más importantes sobre OKRs que puede tener un usuario interesado en el tema. Acompáñame, aún puedes resolver algunas de tus dudas puntuales.

¿Qué es un OKR?

Un OKR es una metodología de gestión del trabajo interna, centrada en la fijación de objetivos y sus resultados clave. Consiste en recopilar los objetivos organizando el trabajo en una empresa, contribuyendo así a la estrategia de crecimiento del negocio.

¿Qué significa OKR?

OKR son las siglas de “Objectives and Key Results” que en español significa “Objetivos y Resultados Clave”.

¿Quién creó los OKR?

Andrew Grove, ex CEO de Intel en 1971, con la finalidad de enfocar el trabajo en los principales objetivos de la compañía.

¿Qué empresas usan OKRs?

  • Google
  • Adobe
  • Amazon
  • Spotify
  • Facebook
  • Microsoft
  • LinkedIn
  • Netflix
  • Uber
  • Twitter
  • Tiendanube 😏

¿Cuál es la diferencia entre OKR y KPI?

  • Los KPIs se centran en el presente de una organización, mientras los OKRs en el futuro de la misma.
  • Un KPI mide el desempeño de colaboradores o proyectos, mientras que los OKRs impulsan objetivos a través de resultados clave.
  • Un KPI se crea por los líderes de una organización, pero los OKRs son creados colaborativamente.

Beneficios de definir OKRs

  • Dan estructura y claridad a los planes de negocio.
  • Te permiten enfocarte en lo más importante.
  • Fomentan la colaboración en una organización.
  • Empoderan y comprometen a los integrantes del equipo.

¿Cómo definir OKRs?

  1. Define tu meta a conquistar.
  2. Establece los resultados clave para llegar al objetivo.
  3. Define un método de calificación y cumplimiento.
  4. Realiza mediciones constantes.
  5. Mide y rectifica tus objetivos.

¿Cómo formular un OKR?

  1. Piensa a dónde deseas llegar.
  2. Hazlo medible y limitado a un periodo de tiempo en específico.
  3. Plantea resultados clave cuantificables.
  4. Créalos de manera colaborativa.
  5. Evita términos ambiguos o muy complejos.

¿Cada cuándo se deben medir los OKR?

Lleva una revisión semanal y una mensual, de manera que puedas ver el avance acumulado mes a mes.

¡Listo! Ya tienes todo para implementar la metodología de OKRs en tu empresa. Si has decidido llevar más allá a tu negocio, te invito a probar Tiendanube. Descubre por qué es la plataforma predilecta de miles de emprendedores en Latinoamérica para acelerar su crecimiento en línea. Comienza tu prueba gratis de 30 días y escribe tu propia historia de éxito. 🚀

Creá una tienda online con la plataforma más elegida de Latinoamérica
Creá una tienda online con la plataforma más elegida de Latinoamérica

Aquí vas a encontrar:

Haz como +90 mil marcas y crea tu Tiendanube

Prueba gratis por 30 días
Creá tu tienda online en Tiendanube