21/05/2014

Resolviendo los problemas de la facturación con tarjeta

Cómo controlar y administrar los cobros con tarjeta de crédito

Este artículo es presentado por IncreaseCard, una empresa que ofrece el servicio de controlar los cobros con tarjeta de tu negocio. 

Dentro del contexto inflacionario que vive Argentina actualmente y con las constantes ofertas de descuentos ofrecidas por los bancos, los pagos con tarjeta de crédito han alcanzado los niveles más altos de los últimos diez años.

La dificultad para ahorrar en pesos sumado a la imposibilidad para comprar dólares, ha convertido a los pagos con tarjeta en cuotas sin interés en una de las formas favoritas del público general para ganarle a la inflación.

Este aumento del consumo, aunque beneficioso para los comerciantes en general, trae aparejado también una serie de problemas a la hora de organizar y ordenar la gran cantidad de cobros con tarjeta de crédito/débito, saber cuándo y de cuánto dinero se va a disponer en el banco para el pago de obligaciones y también al momento de hacer el proceso de conciliación bancaria.

Principales problemas

Los principales problemas que esto acarrea son dos:

1. Falta de control

Al recibir una gran cantidad de operaciones con tarjeta de crédito, el cobro y control de las mismas se convierte en una tarea compleja que resulta imposible o poco práctica encarar de manera manual.

Esta situación llega a tal punto que muchos comercios desconocen cuánto tienen que cobrar de las tarjetas y simplemente confían en consultar el extracto del banco, del cual dicho sea de paso, es imposible saber a qué operaciones corresponde el depósito del pago de la liquidación.

Se estima que por la falta de control en las transacciones de los plásticos se pierde entre un 3% y un 5% de la facturación de un comercio.

2.Liquidez impredecible

Cuando la mayoría de las ventas de un comercio son con tarjeta de crédito o débito, lo que sucede es una baja considerable en la cantidad de efectivo que se maneja.

Dependiendo del tipo de plástico, los depósitos por pagos de liquidaciones suelen hacerse entre 7 y 18 días hábiles, esto hace que mes a mes los depósitos se reciban en un día diferente y dificulta al comerciante llevar un cronograma preciso de cuándo se recibirán esos pagos.

Sin embargo, los pagos a proveedores suelen ser en días fijos mes a mes y en efectivo, de modo que le resulta al comerciante extremadamente difícil la planificación de estos, sino sabe de cuánto dinero podrá disponer en su cuenta bancaria llegado el día del pago. En definitiva, tener poca visibilidad sobre la liquidez del comercio, dificulta el cumplimiento de las obligaciones del comercio y su planificación.

Soluciones

Frente a estos inconvenientes pueden adoptarse diversos enfoques para las soluciones, algunas de ellas más prácticas que otras:

1.Una posibilidad es asignar una persona para que al final del día contabilice uno por uno todos los recibos de las ventas efectuadas con tarjeta ese día registrando la suma en una hoja o planilla de Excel y calcular en que día será depositado en el banco el dinero, llevando también un calendario de cobros.

Esto puede resultar una tarea extremadamente engorrosa sobre todo cuando existe un alto volumen de ventas, por la cantidad de tiempo que consume y la gran susceptibilidad a errores a los que este método es vulnerable. Sin embargo, para volúmenes reducidos ventas y con una disciplina y orden ejemplares puede resultar ser una alternativa viable.

2.Otra alternativa es contratar un servicio que automatice este tipo de operaciones, que registre una por una todas las transacciones realizadas a través del POS y brinde al usuario la información a cerca de cuánto dinero se factura día a día y cuando se encontrara disponible en la cuenta bancaria.

Una solución que te permite gestionar esto integrándose con todas las tarjetas de crédito y débito es Increase Card. Al ser un proceso completamente computarizado y automatizado, elimina la susceptibilidad a errores contables y es fácilmente escalable para grandes volúmenes de venta, otorgando máximo control sobre las transacciones y mayor visibilidad sobre la liquidez.

Existen otras servicios para obtener mayor control sobre las transacciones, algunos proporcionados por las propias emisoras de tarjetas (AMEX por ejemplo), que si bien son funcionales, cuentan con la desventaja de no tener integradas a todas las tarjetas de crédito en una sola aplicación, una interfaz poco amigable para el usuario promedio y dificultades en el proceso para darse de alta, además de no contar con reportes diarios.

En épocas de cambio en el mercado y la tecnología, no adaptarse siempre tiene un precio, ya sea perdiendo dinero o perdiendo tiempo, el asunto es: ¿podemos permitirnos esas pérdidas?

Fecha de la última actualización: 16/10/2015


¿Te gustó el contenido?


Milagros Mendoza

Milagros trabaja como Content Strategist en Tienda Nube. Es Licenciada en Comunicación y le apasionan todos los deportes, en especial el fútbol. Disfruta de unos buenos mates con amigos y un rico asado en familia.


    Ecommerce por Expertos

    Conversaciones exclusivas con especialistas en comercio electrónico. ¡Llevá tu negocio a otro nivel!

    resolviendo-los-problemas-de-la-facturacin-con-tarjeta