Qué es el emprendedurismo y cómo funciona en la práctica

Por: Kawan Lopes

emprendedurismo

El emprendedurismo es la capacidad de idear, gestionar y llevar a cabo proyectos, transformando ideas en productos, servicios y negocios. Este concepto también hace referencia a la iniciativa para sugerir e implementar cambios en empresas ya existentes.

Mucho se habla sobre emprendedurismo y de cómo los emprendedores tomaron sus ideas y las convirtieron en proyectos exitosos. Ahora bien, ¿en qué consiste realmente ese concepto? ¿Cuáles son sus objetivos? ¿Qué se necesita para invertir en él?

Para responder todas tus preguntas sobre emprendedurismo, elaboramos esta guía completa con todo lo que necesitás saber sobre el tema e incluimos algunos consejos para quienes están pensando en emprender.

Sin más preámbulos, ¡agarrá tu libreta y empecemos! 📝

¿Qué es el emprendedurismo?

El emprendedurismo es la capacidad de elaborar y llevar a cabo proyectos, transformando ideas en productos, servicios y negocios en general.

También podríamos entender el emprendedurismo como la iniciativa para sugerir e implementar cambios en empresas que ya existen en el mercado.

En el mundo empresarial, podemos decir que el emprendedurismo es el acto de crear nuevas soluciones, transformar negocios, modificar procesos y cualquier iniciativa que promueva la evolución del mercado y genere un impacto en él.

Asimismo, el emprendedurismo es un escenario con gran potencial para el desarrollo profesional ya que, al surgir nuevos negocios enfocados en satisfacer necesidades específicas de un público determinado, los emprendedores pueden aprovechar estos novedosos hábitos de consumo para identificar oportunidades.

La “ecuación” para un emprendimiento, según el consultor norteamericano Steve Cobak, es la siguiente:

Emprendedor + Capital = Productos + Clientes = Negocio

¿Qué significa esto? Que emprender requiere una inversión, no solo financiera, sino principalmente de tiempo. Para lograr el éxito es necesario ofrecer una verdadera solución: dedicarse a desarrollar un diferencial para tu negocio, pensando en cómo las personas van a usar en “la vida real” lo que ofrece tu negocio y por qué van a elegir tu marca en lugar de la competencia.

¿Cómo surgió el concepto de emprendedurismo?

Aunque hoy en día el emprendedurismo es una palabra bastante popular, no es un término tan actual como parece. El concepto comenzó a ganar notoriedad en el mundo académico a mediados de 1945 por el economista austro-estadounidense Joseph Schumpeter.

En un principio, la palabra se utilizó como punto de partida para la “Teoría de la Destrucción Creativa”, concebida por el economista. Según Schumpeter, el emprendedurismo es una práctica limitada a personas versátiles, con habilidades de producción, organización financiera y ventas.

Con el tiempo, el concepto se fue transformando hasta convertirse en lo que conocemos hoy. Parte de esta transformación provino del académico Robert D. Hisrich en su libro “Entrepreneurship”.

Para Hisrich, el emprendedurismo es el proceso de crear algo nuevo y valioso, dedicando tiempo y esfuerzo, asumiendo los posibles riesgos económicos, psicológicos y sociales, con el objetivo de obtener recompensas económicas y personales.

¿Qué es ser emprendedor?

A partir del concepto de emprendedurismo, podemos definir al emprendedor como aquel que lidera proyectos innovadores, promueve transformaciones y ve oportunidades en lugares inexplorados.

Un emprendedor es la persona que pone en práctica nuevas ideas y realiza cambios donde quiera que va.

En la práctica, un emprendedor puede ser:

  • el inventor de un nuevo objeto;
  • el creador de un nuevo producto o servicio;
  • el fundador de una empresa o institución;
  • el creador de una transformación significativa;
  • el propietario de un sitio web, blog o tienda online;
  • y cualquiera que esté detrás de algo nuevo e innovador.
Creá una tienda online con la plataforma más elegida de Latinoamérica
Creá una tienda online con la plataforma más elegida de Latinoamérica

Características de un emprendedor

Las principales características de un emprendedor son:

  • Iniciativa: el emprendedor sabe cuándo actuar y no desperdicia oportunidades.
  • Confianza en sí mismo: cree en sus ideas y sabe muy bien cómo defenderlas.
  • Valentía: el emprendedor no tiene miedo de correr riesgos o fracasar; lo impulsan los desafíos.
  • Optimismo: ¿pensamiento negativo? ¡De ninguna manera! Un emprendedor siempre es optimista sobre sus proyectos e ideas.
  • Persistencia: darse por vencido no es una opción, un emprendedor es persistente y hace todo lo posible para asegurarse de que sus objetivos se logren.
  • Resiliencia: el emprendedor tiene la capacidad de afrontar situaciones adversas e, incluso, salir beneficiado de ellas; se recupera de situaciones complicadas, aprende de las adversidades y sigue avanzando hacia el futuro.
  • Liderazgo: actúa como guía de las iniciativas y los equipos, liderando y dirigiendo cada etapa del proyecto.
  • Capacidad de relacionamiento: el emprendedor sabe que el trabajo en equipo puede ser mucho más efectivo; por eso, se asegura de mantener buenas conexiones profesionales.

¿Querés ver todas estas cualidades en acción? Te compartimos estas recomendaciones:

¿Cuáles son los tipos de emprendedurismo?

A lo largo de los años, el concepto de emprendedurismo no solo se ha transformado, también se ha fragmentado, permitiendo la aparición de diferentes escenarios.

Como resultado, hoy existen tantos tipos de emprendedurismo como mercados explorados por los emprendedores para dar vida a su proyecto.

Con esto en mente, hicimos una lista con los principales tipos para que puedas descubrir cómo funciona cada uno.

Emprendedurismo digital

El emprendedurismo digital involucra negocios y soluciones que se llevan a cabo en el entorno virtual. Desde tiendas onlines hasta aplicaciones y redes sociales, todo lo que se desarrolla en internet puede entenderse como parte de esta categoría.

En Argentina, por ejemplo, hay un enorme potencial para los emprendedores digitales, especialmente en todo lo referido al e-commerce: de acuerdo con la agencia eMarketer, durante 2020, el mercado de comercio electrónico minorista del país tuvo el crecimiento más rápido de todo el mundo, arrojando un 79% de aumento respecto del año anterior.

Creá una tienda online con la plataforma más elegida de Latinoamérica
Creá una tienda online con la plataforma más elegida de Latinoamérica

Emprendedurismo de negocios

El emprendedurismo de negocios implica la creación y desarrollo de empresas comerciales tradicionales.

Contempla la creación de productos y servicios en general, con el objetivo de obtener un beneficio económico. Los emprendedores que trabajan en esta área deben observar atentamente las nuevas necesidades del mercado, ya que es ahí donde surgen las oportunidades.

Emprendedurismo corporativo

El emprendedurismo corporativo, o intraemprendedurismo, es aquel que tiene lugar dentro de una organización y se enfoca en desarrollar mejoras. Ya sea con nuevas soluciones o con la reestructuración de procesos, el objetivo del emprendedor corporativo es promover transformaciones.

Este modelo es muy popular en las empresas más modernas, como las startups, donde existe una fuerte cultura de compartir ideas. El emprendedurismo corporativo suele ser muy positivo para las empresas que buscan actualizar sus procesos y destacarse en el mercado.

Emprendedurismo social

El emprendedurismo social fue diseñado para implementar mejoras orientadas a la comunidad. Por ello, se diferencia significativamente de los otros modelos, pues las instituciones ponen el foco en la realización de proyectos que ayuden a algún colectivo o causa.

Dentro del emprendedurismo social podemos mencionar a las Organizaciones No Gubernamentales (ONG) que trabajan para combatir el hambre, por ejemplo. Los emprendedores sociales son bastante diferentes a los demás, ya que se centran en defender sus ideales y garantizar que su institución tenga un impacto positivo en la sociedad.

Emprendedurismo verde

El emprendedurismo verde está relacionado con el emprendedurismo social, la diferencia está en el enfoque de estas organizaciones, que consiste en preservar el ambiente. 🌳

En este modelo, las instituciones se crean para abordar temas ambientales de interés público. Normalmente, no buscan beneficios económicos, sino que monitorean e intervienen directamente en agendas que puedan amenazar el ambiente de alguna manera.

Emprendedurismo femenino

El emprendedurismo femenino incentiva y promueve la presencia de la mujer en todos los mercados. La idea es conseguir que la presencia femenina en puestos de poder se convierta en algo común.

El papel de una mujer emprendedora también implica encontrar oportunidades para promover la diversidad en el entorno empresarial. Asimismo, busca apoyar proyectos creados por otras mujeres y fortalecer una red de conexiones entre mujeres profesionales.


Conocé más sobre el emprendedurismo femenino:

Emprendedurismo individual

El emprendedurismo individual se trata de pequeñas empresas gestionadas por una sola persona.

Los profesionales que desarrollan y ofrecen servicios por su cuenta —como monotributistas o responsables inscriptos, por ejemplo— pueden considerarse empresarios individuales. Lo que diferencia a este modelo de otros es la ausencia de socios e inversores.

💡 Te recomendamos este artículo sobre los tipos de empresas en Argentina y cómo definir la tuya

Emprendedurismo cooperativo

El emprendedurismo corporativo, por su parte, promueve la unión de varios emprendedores con un objetivo común. En estos casos, los profesionales unen fuerzas para dar vida a un proyecto específico.

Funciona como una red de apoyo, donde cada emprendedor ofrece lo que tiene. Partiendo del concepto de economía colaborativa, todas las decisiones se toman en conjunto de forma democrática, así como el reparto de los gastos y beneficios obtenidos.

Creá una tienda online con la plataforma más elegida de Latinoamérica
Creá una tienda online con la plataforma más elegida de Latinoamérica

6 consejos para emprender

Cuando se trata de emprendedurismo, nada está escrito en piedra. Esto se debe a que estamos hablando de un escenario que promueve cambios y transformaciones.

Sin embargo, es posible establecer algunas prácticas que pueden ayudarte a emprender con éxito y, a continuación, las compartimos con vos:

1. Definir tu actividad

En primer lugar, tenés que analizar todas las posibilidades y comprender cuál tiene más sentido con tu idea.

Por ejemplo, podés hacerte estas preguntas:

  • ¿Vas a transformar tu proyecto en un producto físico?
  • ¿Tu idea se corresponde más con un servicio como la venta de cursos online o asesorías?
  • ¿Se va a desarrollar en el mercado online u offline?
  • ¿Tiene un propósito social?
  • ¿Cuál será tu nicho de mercado, es decir, ese grupo de consumidores que todavía no ha sido atendido por la competencia y que representa una oportunidad de negocio para vos?

Tené en cuenta que conocer dónde querés actuar es el primer paso para comenzar a dar forma a tu proyecto.

2. Crear un diferencial

Si estás pensando en desarrollar un producto o servicio que, de alguna forma, ya existe en el mercado, es fundamental que te diferencies.

Tenés que hacer un buen análisis de mercado y de la competencia e identificar oportunidades para ofrecer algo mejor, superior, innovador o, al menos, altamente competitivo.

3. Validar tu idea

Después de definir tu proyecto y justo antes de empezar a trabajar en él, es importante que hables con personas que se puedan identificar con la solución que estás desarrollando y escuches lo que tienen que decir.

El feedback de otras personas puede ser muy esclarecedor para tu proceso creativo y puede generar aportes importantes para el proyecto. A menos de que estés creando algo exclusivamente personal, asegurate de que tu idea tenga sentido para los demás.

4. Hacer un plan financiero

Iniciar un proyecto, por más simple que sea, va a requerir inversión. Por eso, tenés que poner en papel todos los costos necesarios para hacer realidad tu idea.

Hacer un plan financiero te va a ayudar a organizar y controlar todos tus gastos comerciales. De esta manera, vas a poder trabajar con tranquilidad, sabiendo exactamente cuánto necesitás gastar y cuánto tenés disponible para ello.

5. Encontrar socios e inversores

Si tu proyecto tiene como objetivo llegar a un mercado competitivo, lo ideal es contar con la ayuda de socios e inversores. De esta forma, tu idea no solo será validada, sino también financiada por agentes que te van a ayudar a hacerla realidad.

Sin embargo, esto es algo que tenés que analizar con mucho cuidado. Recordá que las sociedades comerciales se formalizan mediante contratos legales, así que tomate el tiempo de leerlos detenidamente para asegurarte de que los términos sean favorables para tu negocio.

6. Construir una cultura organizacional

Este es un consejo que busca garantizar la salud y el crecimiento de tu negocio. Crear una cultura organizacional te va a permitir administrar tu empresa de una manera más práctica y efectiva.

La idea de la cultura organizacional es promover una dinámica saludable entre todos los empleados y socios. Esto tiende a mejorar la productividad del equipo y el desarrollo empresarial.

Incluso si tu proyecto ya se encuentra en una posición estable, recordá que comenzó con una idea y que todos los que te rodean también tienen algo para aportar, así que escuchalos. ¡Al cultivar una cultura colaborativa, tu proyecto puede crecer aún más! 🚀


Te compartimos más consejos para emprender con éxito:

Resumen

El emprendedurismo abre muchas puertas para quienes están dispuestos a arriesgarse para concretar sus proyectos. Pensá que todos los productos y servicios que nos rodean hoy nacieron de la imaginación de alguien, así que dale valor a tus ideas y convertilas en realidad.

Antes de irte, te invitamos a repasar los puntos principales que analizamos en este artículo:

¿Qué es el emprendedurismo?

El emprendedurismo es la capacidad de idear, gestionar y llevar a cabo proyectos, transformando ideas en productos, servicios y negocios en general. También se entiende como la iniciativa para sugerir e implementar cambios en empresas ya existentes.

¿Qué es ser emprendedor?

Emprendedor es aquel individuo que lidera proyectos innovadores, promueve transformaciones y ve oportunidades en lugares inexplorados.

¿Cuáles son las características de un emprendedor?

  • Iniciativa
  • Confianza en sí mismo
  • Valentía
  • Optimismo
  • Persistencia
  • Resiliencia
  • Liderazgo
  • Capacidad de relacionamiento

¿Cuáles son los tipos de emprendedurismo?

  • Emprendedurismo digital
  • Emprendedurismo de negocios
  • Emprendedurismo corporativo
  • Emprendedurismo social
  • Emprendedurismo verde
  • Emprendedurismo femenino
  • Emprendedurismo individual
  • Emprendedurismo cooperativo

6 consejos para emprender

  1. Definir tu actividad
  2. Crear un diferencial
  3. Validar tu idea
  4. Hacer un plan financiero
  5. Encontrar socios e inversores
  6. Construir una cultura organizacional

¿Tenés pocos recursos para comenzar? Este post te puede interesar:

¿Estás pensando en convertirte en un emprendedor digital? ¿Qué te parece crear tu propia tienda online y vender por internet? Hacé una prueba gratuita por 30 días con Tiendanube y mostrale al mundo lo que sos capaz de hacer. 💡

Acá vas a encontrar:

Hacé como +90 mil marcas y creá tu Tiendanube

Probar 30 días gratis
Creá tu tienda online en Tiendanube