¿Cómo hacer una tienda en línea?

Ilustración tienda en línea

Aquí vas a encontrar:

En este artículo descubrirás, paso a paso, cómo hacer una tienda en línea, un elemento indispensable en tu estrategia de ventas si tienes un negocio (o estás planeando tenerlo pronto).

Quizá te estés preguntando: ¿para qué tener una tienda en línea? ¡Para todo! Desde aumentar tus ventas, crecer y fortalecer tu marca, hasta llegar a nuevos clientes potenciales más allá de tus límites geográficos, ¡y mucho más!

Según un estudio elaborado por la Asociación Mexicana de Venta Online (AMVO), nueve de cada diez compradores mexicanos son omnicanal. Eso significa que, cada vez que planean invertir en un producto o un servicio, tienen interacciones tanto offline —o sea, en un local físico— como online —en la tienda en línea y/o redes sociales— con las marcas o tiendas en las que está disponible el producto que tienen en la mira, ya sea durante su búsqueda o al momento de hacer la compra.

En otras palabras, ¡el 90% de los compradores en México (o sea, tus clientes potenciales) están visitando tiendas en línea constantemente!

¿Necesitas más razones para convencerte de por qué deberías tener una tienda en línea?

Sabemos que dar el gran salto a un canal de ventas online puede generar dudas y quizá algunos temores, por eso queremos acompañarte paso a paso en este proceso, para que puedas crear una tienda en línea a la medida de tu negocio.

¿Qué es una tienda en línea?

    1

    También conocida como tienda virtual o tienda online, se trata de una página web que permite a los visitantes navegar a través de un catálogo de productos, añadirlos a su carrito de compras y comprar en el momento en el que ellos lo decidan bajo ciertas condiciones de su elección.

    Vender por internet tiene además algunos otros beneficios, como los que enlistamos a continuación:

    • Podrás hacer llegar tu mercancía a diferentes ciudades, estados, ¡o incluso a cualquier parte del mundo!
    • Tu catálogo estará disponible 24/7 en donde sea que se encuentren tus clientes.
    • Los costos fijos de tener una tienda en línea son menores que los de un local físico.
    • Puedes personalizar la experiencia de los compradores.

    Bien, ahora que ya estamos en el mismo canal y tenemos muy claros los beneficios de vender por internet, es hora de pasar a nuestra guía de diez pasos para crear una tienda en línea. ¡Vamos!

    1. Encuentra tu nicho

      2

      Mujer planeando su tienda en línea

      Antes que nada, empieza por definir: ¿qué vas a vender? Si ya tienes una marca establecida o cuentas con un stock de productos o servicios para ofrecer, entonces puedes saltarte este primer paso.

      ¿Aún no lo tienes claro? ¡No te preocupes!

      Te recomendamos empezar por hacer una lluvia de ideas. Explora a detalle las opciones que ya existen y lo que la gente está buscando comprar, así será más fácil encontrar un nicho en el que puedas tener éxito.

      ¡No te limites! Y recuerda que mientras más ideas tengas, más oportunidades habrá de encontrar la ganadora.

      Nichos populares

      ¿Necesitas un poco de inspiración? A continuación te damos algunas ideas de nichos populares en 2020:

      • Cosméticos naturales. Dependiendo el contexto, el término “naturales” puede referirse a productos elaborados con fórmulas veganas, libres de crueldad animal y/o zero waste.
      • Alimentos especializados. Los productos para satisfacer las necesidades de aquellas personas que sigan dietas especiales están a la alza. Por ejemplo: alimentos libres de glúten, sin lactosa, keto, basados en plantas, etc.
      • Productos vintage. No es coincidencia que las series y películas más populares del momento estén ubicadas en otras décadas. Ya sea que quieras vender artículos de los ‘80, muy al estilo Stranger Things, o de los ‘60, como en Gambito de Dama, los productos retro conforman un nicho muy popular.
      • Oficina en casa. ¡Esta tendencia llegó para quedarse! Tener un espacio cómodo y equipado para trabajar desde casa se ha convertido en un obligatorio para miles de personas en el mundo.
      • Productos eco-amigables. El cambio climático es una realidad, y cada vez son más las personas que se deciden a cambiar sus hábitos para ayudar al planeta. Por eso, los productos cotidianos reusables, libres de residuos o reciclados, son una apuesta segura.
      • Planes de alimentos. En 2020, la categoría “comida a domicilio” fue la más vendida en México. Es por eso que ofrecer menús pre planeados —ya sea listos para comer o listos para ser cocinados— es una evolución natural para aquellos que buscan cuidar su alimentación.

      ¿Ya tienes algunas ideas? ¡Súper! Tómate el tiempo para aterrizarlas, analizar pros y contras y definirlas a detalle. Mientras tanto, pasemos al segundo paso de esta guía, que es muy importante si tu negocio va en serio…

      2. Regulariza tu empresa

        3

        Al igual que cualquier negocio offline, una marca que vende por internet debe cumplir con ciertas obligaciones legales para poder crecer y desarrollarse en todos los sentidos.

        Te recomendamos asesorarte con un experto para regularizar tu negocio antes de empezar operaciones, eso te evitará muchos problemas a futuro y te abrirá un mundo de oportunidades.

        Registrar tu marca ante el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial (IMPI) y darla de alta en el Servicio de Administración Tributaria (SAT), para pagar los impuestos correspondientes y poder generar facturas, son algunos de los pasos que deberás seguir para regularizar y darle la seriedad que merece a tu negocio.

        Tener una empresa bien establecida, también ayudará a transmitir mayor confianza en tus clientes e incluso, podría facilitar tu participación en iniciativas, concursos y créditos para emprendedores.


        Aprende más sobre este tema

        No te preocupes, con la asesoría adecuada, estos trámites no te tomarán mucho tiempo. Sigamos con una parte imprescindible para tu negocio: conocer y entender a tu clientela. Para ello, hay que revisar algunos conceptos de marketing que quizá ya conozcas.

        3. Estudia a tus clientes (y a tu competencia)

          4

          Mientras mejor conozcas a tus compradores, será más fácil crear estrategias de venta que atraigan su atención y los convenzan de hacer una compra. Para conocerlos, te recomendamos crear una buyer persona: un arquetipo que representa a ese cliente ideal al que te gustaría llegar.

          • Constrúyelo haciéndote preguntas como:
          • ¿Dónde vive?
          • ¿Dónde y en qué trabaja?
          • ¿Qué herramientas y productos usa en su día a día?
          • ¿Qué le gusta comer?
          • ¿Cuánto dinero invierte en marcas como la tuya?

          Estas son solo algunas ideas. Mientras más específicas sean las preguntas y más focalizadas estén en el nicho de tu negocio, mejor definida estará tu buyer persona.

          Posteriormente, trabaja en un análisis de mercado en el que investigues a profundidad las palabras clave que tus clientes potenciales están usando para comprar productos como los que tú venderás. Estudiar lo que hace (y lo que no hace) tu competencia también es un paso clave en esta etapa, para encontrar áreas de oportunidad.

          No te olvides de documentar cada hallazgo para entender cómo vas a cubrir sus necesidades y deseos, tanto en los productos que ofrezcas como en la forma en la que comunicas tu marca.

          4. Crea tu tienda

            5

            Ahora que has definido algunos detalles operativos, ¡es hora de crear tu tienda! Como todo sitio web, una tienda en línea se compone de elementos básicos tales como: un nombre, un catálogo de productos, un carrito de compras, una dirección (dominio) y un alojamiento en el ciberespacio (conocido como hosting).

            Para crearla, tienes diferentes opciones: la primera consiste en crearla desde cero con la ayuda de un profesional o una agencia especializada en la creación de tiendas online. De esta forma, tu ecommerce estará hecho a la medida, aunque deberás hacer una inversión inicial y quizá les tome varios meses de trabajo hasta que puedas empezar a vender.

            Una segunda opción es usar una plataforma de comercio electrónico. Se trata de un sistema de software con el que podrás crear tu propia tienda, sin necesidad de tener conocimientos técnicos.

            Deberás pagar una cuota mensual para obtener acceso a todas las herramientas e integraciones que necesitas para gestionar tus ventas

            Tiendanube, por ejemplo, es una plataforma de ecommerce que te permite crear tu tienda, personalizarla y empezar a vender ¡en cuestión de minutos!

            Crie sua loja virtual e venda pela internet
            Crie sua loja virtual e venda pela internet pelo seu computador

            Tenemos una guía súper completa en la que te explicamos todo acerca de las plataformas de ecommerce. Además, te ayudamos a saber qué es lo que debes tomar en cuenta al elegir la mejor para tu negocio.


            Encuentra tu plataforma ideal

            ¡Ya vamos a la mitad de esta guía! Ahora vamos a hablar de negocios, un tema fundamental.

            5. Define el modelo de negocio

              6

              Ya elegiste tu nicho, tienes claro cuáles son los productos que vas a vender y en donde los vas a vender. Ahora llegó el momento de definir un modelo de negocio.

              En la actualidad hay dos principales: el tradicional (donde tú almacenas los productos) y el dropshipping (el proveedor envía los productos directamente a los clientes de tu tienda en línea).

              En el primer caso, las ventajas son: menor tiempo de envío y el conocimiento de tu inventario (cuántas piezas hay disponibles, por ejemplo); y las desventajas: una mayor inversión financiera y la necesidad de espacio para almacenar.

              Con el dropshipping, los beneficios son: la variedad de mercancía y la movilidad (poder trabajar desde cualquier lugar, ya que no dependes de un stock); y los negativos: las barreras aduaneras (ya que los proveedores suelen ser del extranjero) y menos ingresos.

              Si ambos te parecen interesantes, te sugerimos hacer una lista de pros y contras de cada uno. Toma en cuenta factores como el costo, los tiempos de entrega, la calidad, las condiciones de pago, el margen de ganancias, etc.

              Organiza la logística

              Ya sea que prefieras vender con un modelo de negocio tradicional, o decidas experimentar con el dropshipping, es importante que definas muy bien la logística. Esto te ayudará a evitar errores y retrasos en tus ventas.

              A continuación te compartimos un listado de preguntas que puedes hacerte para definir la logística de tu tienda en línea. Al responderlas detalladamente, tendrás una visibilidad más clara de cada parte del proceso.

              • ¿Tú eres el productor de los artículos que formarán parte de tu catálogo?
              • ¿Dependes de proveedores externos?
              • ¿Tienes un inventario limitado?
              • ¿Dónde se almacenan los productos que venderás?
              • ¿Quién se va a encargar de revisar los pedidos, pagos y el status de envíos?
              • ¿Cuánto tiempo te tomaría preparar y empacar un pedido para enviarlo?

              Llegó la parte creativa del proceso: la personalización de tu página de ventas. ¿Vamos? ✨

              6. Personaliza tu tienda

                7

                El diseño de tu tienda va mucho más allá de la parte visual, también involucra cómo está organizada la mercancía, si está distribuida en categorías y subcategorías; incluso los textos y la navegación forman parte del diseño en sus ramas UX (experiencia del usuario) y UI (interacción del usuario).

                Personalizar tu tienda en línea le dará visibilidad a tu marca y también será de gran ayuda para atraer a nuevos visitantes e impulsarlos a hacer una compra; por eso, en esta etapa también es de vital importancia que tengas a tu cliente ideal en mente.

                Una opción para obtener un diseño hecho a la medida de tu negocio es contratar a un equipo de diseño y desarrollo web. Sin embargo, sabemos que no siempre hay presupuesto para hacerlo (sobre todo en las primeras etapas de un emprendimiento).

                En Tiendanube, además de contar con la opción de usar tu propio diseño —en caso de que tengas conocimientos en desarrollo web o trabajes con un diseñador—, también puedes elegir entre diferentes plantillas de diseño y personalizarlas a tu gusto, hasta que estén en sintonía con la identidad de tu marca.

                Por ejemplo, la Tiendanube BEL WÖCH tiene una gama cromática definida en su marca, la cual también lleva a los distintos elementos de su tienda, desde banners, hasta menús y fotos de producto.

                Cómo crear una tienda en línea de belleza sólida

                 

                Lo mejor es que podrás tener la tranquilidad de que tu tienda tendrá un diseño amigable para todos los usuarios, no importa si la visitan desde su computadora, celular o cualquier otro dispositivo electrónico.

                En los últimos meses, las ventas hechas a través de dispositivos móviles en tiendas nube alcanzaron casi el 71% del total y las visitas, el 83%. Así que es de vital importancia que tu tienda sea mobile first.

                Bien, ahora es el momento de hablar de tu catálogo, o los ítems que pondrás en tu “aparador virtual”. ¡Acompáñanos!

                7. Crea tu catálogo

                  8

                  Ahora que ya tienes una tienda hecha a la medida de tu negocio, ¡es hora de colocar los productos en tu aparador virtual!

                  Esta es una parte esencial para cautivar a tus potenciales clientes, ya que tendrás que elegir bien las fotografías de producto y las palabras que usarás para describirlos, dos elementos clave que te ayudarán a convencer a los usuarios de porqué necesita tener tu producto en su vida.

                  Fotografía de producto

                  Aquí conviene invertir un buen rato de tu tiempo para conseguir fotos de alta calidad en las que puedan apreciarse los detalles de cada producto que forma parte de tu catálogo. Procura usar fotos originales y, de preferencia, que tengan coherencia con tu marca.

                  Dicen por ahí que “de la vista nace el amor” y esto también aplica en el ecommerce. Además, piensa que estas fotos también te servirán para compartir en otros canales, como las redes sociales de tu marca o incluso en banners, así que definitivamente vale la pena hacer un esfuerzo.

                  Descripción de producto

                  En cuanto a la descripción, asegúrate de incluir todos los detalles importantes: desde los más básicos, como el color del producto y sus medidas, hasta otros más específicos, por ejemplo, el origen de los materiales o si el producto cuenta con alguna certificación.

                  Además de aumentar el deseo de compra, una buena descripción tiene otras ventajas como reducir dudas en los canales de atención al cliente.

                  La Tiendanube Pandas, describe extensamente sus productos e incluso integra un diagrama para explicar las medidas de cada modelo.

                  Tienda en línea de lentes


                  Mejora tus descripciones

                  SEO

                  Optimizar tu tienda con una estrategia SEO, es indispensable para que los motores de búsqueda (como Google o Bing) puedan encontrarla y mostrarla cuando un usuario hace una búsqueda relacionada.

                  Sumado a algunas cuestiones técnicas —como la velocidad del sitio y la arquitectura de la información—, el uso de palabras clave en los textos es una pieza clave para la estrategia SEO de tu ecommerce.

                  Existen cientos de herramientas gratuitas y de paga que te ayudarán a encontrar las keywords o palabras clave más convenientes, algunas de ellas son: ahrefs, Ubersuggest, SISTRIX y SEMrush.

                  Sigamos con dos componente sustanciales para tu negocio: ¿Cómo cobrar y enviar los productos a tus clientes?

                  8. Elige métodos de pago y formas de entrega

                    9

                    Zapatos preparados para enviar por paquetería

                    Mientras más opciones de métodos de pago y formas de entrega ofrezcas en tu tienda en línea, es más probable que tus clientes potenciales encuentren uno que se adapte a sus necesidades.

                    Métodos de pago

                    En este punto, procura que los compradores se sientan seguros al pagar o hacer una orden en tu tienda, así que pon especial atención en que todas y cada una de las opciones existentes sean confiables y garanticen sus resultados.

                    Sé transparente con las condiciones de pago, comisiones, promociones y todo lo que pueda surgir al hacer una compra. Recuerda que, del éxito de una sola venta, dependerá si tus clientes primerizos se convierten en clientes frecuentes.

                    Si tienes una Tiendanube, puedes integrar pasarelas de pago como Mercado Pago, Pay Pal y PayU, entre otras; o si lo prefieres, también puedes crear tus propias opciones personalizadas, como pago en efectivo o por depósito, para así adaptarlo a tu logística actual.

                    Medios de envío

                    Hay muchas formas de hacer que tus productos lleguen a su destinatario final. Para elegir el mejor para tu negocio, es importante que establezcas la cobertura que deseas ofrecer en tu tienda (¿nacional o internacional?), las opciones de cambios y devoluciones, e incluso las tarifas que puedes pagar por cada envío, de acuerdo con tu estructura de costos.

                    Empresas como Skydropx o 99 minutos, ofrecen servicios de recolección y entrega con diferentes paqueterías por una comisión. También puedes optar por empresas de paquetería reconocidas, como DHL o FedEx.

                    Clientes felices son un sinónimo de más ventas, así que a continuación toca repasar algunos puntos importantes para mejorar la relación con tus compradores.

                    9. Planea tu servicio al cliente

                      10

                      Ofrecer un servicio al cliente eficaz y de calidad, es indispensable para generar confianza y una buena experiencia de compra para tus clientes. A largo plazo, estos sentimientos podrían generar fidelidad.

                      Hay algunos puntos clave a tener en cuenta a la hora de planear los distintos tipos de servicio al cliente que ofrecerás en tu negocio.

                      Define los canales de contacto

                      Actualmente tienes muchas posibilidades en cuanto a canales de contacto, desde los más tradicionales como teléfono o email, hasta otros más modernos como lo son las redes sociales, WhatsApp o un chat en vivo. Elige los que hagan sentido para tu negocio y que estés dispuesto a atender de manera regular. ¡No olvides compartir estos canales en un lugar visible!

                      Humaniza los mensajes

                      Los avances tecnológicos nos permiten programar respuestas automáticas e incluso crear conversaciones basadas en palabras clave. Eso no quiere decir que la interacción deba ser fría y “robótica”. Háblales a tus clientes como lo harías tú o cualquier otro integrante de tu equipo y procura siempre personalizar los mensajes hablándoles por su nombre.

                      Cuida el tiempo de respuesta

                      La velocidad de respuesta está directamente relacionada a las posibilidades de hacer una venta. De ahí la importancia de contestar lo antes posible a las dudas o inquietudes de tus clientes potenciales e incluso, establecer horarios de atención, para que ellos sepan cuándo es mejor contactarte.

                      Crea una página de FAQ

                      Con el tiempo, te darás cuenta que muchos de tus compradores tienen dudas similares, por eso es recomendable crear una página de Preguntas Frecuentes (conocida también como FAQ, por sus siglas en inglés) para que puedan resolver sus preguntas sin necesidad de contactarte.

                      Un buen ejemplo es el de la Tiendanube Mar De Luz, que resuelve las preguntas más comunes de sus clientes en una página de FAQ.

                      tienda en línea de trajes de baño

                      Bien, ahora que ya has creado tu tienda en línea y tienes todo listo para empezar a hacer tus primeras ventas, es hora de gritarlo a los cuatro vientos.

                      10. Promueve tu tienda en línea ¡y empieza a vender!

                        11

                        ¿Tienes un negocio físico o ya cuentas con una base de datos de clientes? ¡Cuéntales sobre esta nueva opción para adquirir tus productos o servicios en línea!

                        Elabora una estrategia de marketing digital en la que incluyas tu sitio web, redes sociales, newsletter y todos tus canales digitales existentes. El objetivo es difundir la creación de tu tienda y conseguir clientes nuevos. Aquí caben dinámicas como publicidad digital y en redes sociales, giveaways, trabajo con influencers, etcétera.

                        También puedes valerte del marketing de contenidos para atraer nuevos clientes a través de artículos que resuelvan algunas de sus necesidades o den respuesta a sus preguntas. Un blog aportará contenido de valor y te ayudará a traer tráfico a tu tienda.

                        ¿Por qué tener una tienda en línea?

                          12

                          Si llegaste hasta aquí, después de leer los diez pasos para crear tu tienda, dudamos mucho que sigas preguntándote por qué deberías tener una tienda en línea… Aunque si ese fuera el caso, a continuación te compartimos diez poderosas razones que te convencerán de empezar a vender tus productos o servicios por internet:

                          1. La inversión que requieres para crear y mantener una tienda en línea, es mucho menor que la
                          2. que necesitarías para un negocio físico.
                          3. Tu tienda estará abierta las 24 horas, los 7 días de la semana.
                          4. Puedes tener un stock limitado u optar por modelos de negocio como el dropshipping.
                          5. Mientras tu logística lo permita, podrás empezar a vender inmediatamente al abrir tu tienda online.
                          6. Muy probablemente, tu competencia ya está vendiendo por internet.
                          7. Los límites geográficos desaparecen, ahora podrás llegar a más personas en casi cualquier parte del mundo.
                          8. Puedes conocer mejor a tus clientes a través de encuestas, interacciones en redes sociales, comportamientos en tu página web, etcétera.
                          9. Tus clientes tendrán acceso a tu tienda desde cualquier dispositivo electrónico.
                          10. Finalmente, y como consecuencia de todos los puntos anteriores, es muy probable que tus ventas aumenten.

                          ¡Manos a la obra!

                            13

                            Tal vez te sientas abrumado, pero toda esta información te será de gran ayuda cuando decidas poner manos a la obra y crear tu tienda en línea.

                            Antes de dar por terminado este artículo, queremos compartir contigo un consejo:

                            Las cosas buenas nunca vienen de una zona de confort.

                            Así que ponte de pie, da un paso fuera de tu zona de confort ¡y crea tu tienda en línea! Nosotros estamos aquí para ayudarte en todo lo que necesites en el camino.

                            Creá tu tienda online y vendé por internet

                            Crear tienda
                            Imagen del Instagram de la marca Cloetas
                            Imagen del Instagram de la marca Cloetas

                            ¿Ya estás listo para vender por internet de manera profesional?

                            ¡Es hora de crear tu tienda online! Con Tiendanube tenés 30 días de prueba gratis.

                            Crear mi tienda

                            Nuestra respuesta al Coronavirus

                            Conocé la iniciativa #EstamosJuntos. Todas las acciones que estamos tomando desde Tiendanube para ayudarte a enfrentar esta situación.

                            Conocer #EstamosJuntos